Cap Cana cancela su deuda internacional

Cap Cana cancela su deuda internacional
Cap Cana SA ha logrado pagar en enero de 2018 la totalidad de su deuda internacional que ascendía a 364 millones de dólares

Cap Cana SA había emitido deuda para financiar las fuertes inversiones en infraestructuras de un destino que no paraba de crecer y atraer demanda internacional de inversión inmobiliaria. El campo de golf de Punta Espada, un Jack Nicklaus Signature y la Marina in-land más grande del Caribe fueron las obras más emblemáticas pero no las que requerían de más fondos para atender a los numerosos desarrollos inmobiliarios en marcha, todos vendidos sobre plano.

Las verdaderas infraestructuras necesarias eran los más de 45km de carreteras pavimentadas, los 23 MW de generación eléctrica, los 70 km de cable eléctrico soterrado y otros 50km aéreos (ahora ya todos soterrados), los 112 km de tuberías para agua potable y riego, las 6 estaciones de bombeo y tanques de almacenamiento de hormigón, los 100km de fibra óptica para comunicaciones, el Club de Playa Caletón, las oficinas, las residencias de empleados, el colegios CCHS, la Universidad Unibe. El segundo campo de golf, Las Iguanas, no pudo terminarse, pero se alcanzó una inversión en infraestructuras de más de 1,000 millones de dólares.

Con el ritmo de ventas de los años 2006 y primer semestre de 2007, el escenario resultaba muy positivo (800 millones de dólares vendidos en un periodo de 12 meses). Sin embargo, la crisis frenó las ventas y redujo la liquidez a su mínima expresión.

El vencimiento de la deuda en 2013 se convertía en inalcanzable, por lo que llegó a un acuerdo con los bonistas para prorrogar el mismo hasta 2016, con la aportación de nuevas garantías. Esas nuevas garantías impidieron la finalización de los proyectos pignorados, con la consiguiente mala imagen para Cap Cana y la desconfianza de los inversores que se alejaban de este gran destino confundiendo la sociedad promotora (y propietaria de grandes extensiones de terreno) Cap Cana SA, con el destino Cap Cana donde más de 1,800 propietarios disponían de terrenos (todos los urbanizados), villas y apartamentos.

Hasta el año 2013 Cap Cana logró salvar la crisis con una reestructuración completa de la empresa y utilizando el trueque como forma de comercio, para poder seguir manteniendo el destino en las mejores condiciones posibles. Convencer a los propietarios que pagaran sus cuotas de mantenimiento fue un trabajo arduo, dado que muchos consideraban el proyecto como quebrado (respecto de la realidad que consistía en una acuciante falta de liquidez). El incremento de los ingresos y la reducción de los costes de mantenimiento a un nivel de supervivencia, pero pagando a los proveedores, se vieron compensados con una mejora paulatina del estado general y en la vuelta a la confianza de algunos inversores.

El año 2013 vio el nacimiento de la Asociación de Propietarios de Cap Cana, Aporcap, creada esencialmente con la finalidad de lograr un perfecto mantenimiento del proyecto desde una Asociación sin Ánimo de Lucro, desde la que gestionar los ingresos aportados por todos los propietarios. Ese paso fue clave en poder presentar Cap Cana (el destino) como un lugar idílico para la inversión, dado que la garantía de un buen mantenimiento ofrecía la tranquilidad a los inversores para poner sus fondos en un lugar paradisiaco por su clima, belleza natural, seguridad, playas, Marina, Punta Espada, cercanía del aeropuerto de Punta Cana, etc.

Cuando la inversión se ha visto reducida a la insignificancia, empezar de nuevo resulta costoso. Por eso tuvo más valor el desarrollo de Los Establos (las instalaciones ecuestres más completas y lujosas del Caribe), la finalización del Hotel Tiara, la construcción del Hotel Secrets, el desarrollo de Caleton Oceanside, la finalización y entrega de dos fases de Green Village y otras obras e infraestructuras que se han ido realizando en los últimos años.

Al anunciarse la total cancelación de la deuda internacional de Cap Cana SA en enero de 2018, existen en el destino los siguientes proyectos de desarrollo en fase de planificación o de construcción: dos hoteles Hyatt, dos hoteles Karisma, Il Lago, 7 Mares, Iguanas Gardens, Ocean 21, Serenissima, Lakeside Villas, The Lofts, Gardens Villas, 17 villas privadas de diferentes propietarios y otros proyectos deportivos, inmobiliarios y hospitalarios que irán saliendo a la luz en breve.

En ninguno de los proyectos indicados más arriba interviene Cap Cana SA como promotor o inversor, lo que da idea de la plena confianza que multitud de inversores están poniendo en Cap Cana, que crece de la mano de la iniciativa privada y de la diversificación de promotores.

La cancelación de la deuda de Cap Cana va a atraer sin embargo a un mayor número de compradores finales que no tenían tiempo ni capacidad para estudiar los riesgos reales de Cap Cana como destino y se quedaban en la deuda fallida de Cap Cana SA.

Cap Cana vuelve a ser el destino del futuro. Un lugar para vacacionar, residir, trabajar e invertir.

 

Angel Sartorius

angel.sartorius@dunamarcapcana.com

CEO de Dunamar Real Estate

Broker Exclusivo de Cap Cana

 

January 30, 2018 / by / in
Comments

Comments are closed here.